Como hemos mencionado en otras ocasiones, los edificios Passivhaus son cada vez más accesibles y en muchos casos ya cuestan lo mismo que un edificio estándar, pero con la diferencia de que ofrecen una alta eficiencia energética.

La eficiencia energética puede llegar a ser de hasta 80-90%, además los edificios del estándar Passivhaus ofrecen un buen nivel de confort. En términos de confort son libres de corrientes de aire y de humedades.

En un edificio Passivhaus se consigue el máximo confort térmico a través de medidas pasivas, como por ejemplo:

  • Buenos niveles de aislamiento con puentes térmicos mínimos
  • Ganancias solares pasivas y fuentes de calor internas
  • Buena calidad del aire interior, proporcionada por un sistema de ventilación mecánica de toda la casa con recuperación de calor altamente eficiente

No hay requisitos estrictos con respecto al agua caliente doméstica. El consumo de iluminación y electrodomésticos impone un límite global en el consumo de energía primaria que promueve la eficiencia energética en todas estas áreas.

El estándar Passivhaus es para cualquier tipo de edificio, con este se pueden construir edificios comerciales o casas residenciales.

Cursos relacionados: Estandár Passivhaus y edificios energía casi nula (nZEB); https://www.gestor-energetico.com/passivhaus-nzeb/

Photo by Mahkeo on Unsplash