Las energías renovables dejaron de ser solo una inversión para el cuidado del medio-ambiente, ya que están compitiendo en el mercado con el petróleo, estableciéndose, a partir de los sistemas activos eléctricos y renovables, generando grandes beneficios no solo por la importancia de las energías renovables sino para quien lo emplea.

Según el análisis de mercado de las energías renovables, GCC 2019 (Renewable energy market analysis), realizado por la Agencia Internacional de Energías Renovables, la importancia de las energías renovables y sus beneficios han convertido a esta energía más competitiva dentro de los países que integran el Consejo de Cooperación para los Estados Árabes del Golfo: Baréin, Kuwait, Omán, Catar, Arabia Saudí y los Emiratos Árabes Unidos. Tal vez la lejanía o la falta de información hace poco relevante está información, pero lo que se resalta y une a estos cinco estados es el petróleo.

Estos datos exponen no solo la competencia en el mercado de las energías renovables con el petróleo, sino que en muchos aspectos lo ha superado. Si bien, importancia de las energías renovables tienen en la cabeza a la energía eólica y fotovoltaica, la aplicación de la arquitectura bioclimática es uno de los principales factos de cambio dentro de los resultados de estudio.

Para poner en contexto, la arquitectura bioclimática es el diseño aplicado a los edificios, teniendo en cuenta las condiciones climáticas, aprovechando los recursos disponibles para disminuir los impactos ambientales, intentando reducir los consumos de energía y aplicando las energías renovables. Esto hace que baje los costos de consumo durante el periodo de uso, como lo explicó el director General de Asociación de Empresas de Energías Renovables(APPA): “Al contrario de los combustibles fósiles, cuanto más uso se hace de las renovables, más económicas resultan. El petróleo, en cambio, es cada vez más escaso y más caro de extraer”.

Puesta en números, según el banco de inversión estadounidense Lazar, los costes de producción por mega-vatio/hora giran en torno a los 29-56 dólares y en el caso de la eólica entre los 36-44 en el caso de la fotovoltaica. Por su parte, la alternativa fósil más rentable ronda entre 41-47 dólares, que es el ciclo combinado con gas natural. González desarrolla que “el coste de la solar fotovoltaica y la eólica se ha reducido significativamente en los últimos años al mismo tiempo que se ha ganado en eficiencia”, una tendencia que seguirá a partir de la importancia de las energías renovables.

España dentro de este cambio de formas de generar energía, es un privilegiado, ya que es uno de los países de la región que cuenta con más horas al sol –a cabo de un año- y con zonas adecuadas para los aerogeneradores y para el uso de paneles solares, generando y trabajando los sistemas activos eléctricos y renovables.

La importancia de las energías renovables ya tiene la competitividad necesaria en el mercado y la arquitectura bioclimática es una de las piezas fundamentales que hará que los sistemas activos eléctricos y renovables se establezcan en el sector. La aplicación del uso de paneles solares y demás mecanismos, se seguirán perfeccionado y trabajando su eficiencia, mientras que el petróleo y demás combustibles fósiles mantendrán alto sus costos. Ante una necesidad habrá dos caminos, en donde se tenderá a elegir el más eficiente y los especialistas plantea que arquitectura bioclimática es el presente y la mejor salido para la energía.

 

 

 

 

Cursos relacionados:

Presentación Sistemas Activos Eléctricos y Renovables

https://www.gestor-energetico.com/sistemas-activos-electricos-y-renovables/

 

Foto de Weilstyle_sink en Unsplash.